Testamento en el hospital

testamento hospital

Firma de testamento en el hospital.

Sí se puede firmar el testamento en el hospital.

El testamento se puede firmar en cualquier momento; Teniendo en cuenta como somos los españoles, que dejamos todo para última hora, no es extraño que se firme el testamento en el hospital

Es igual de válido.

Pero se hace duro, muy duro como abogado, acudir al hospital para ayudar a un viejo cliente, casi un amigo, a que firme su testamento. Esta es la historia del testamento firmado por José Antonio, un cliente mío desde hace más de quince años

La importancia de firmar testamento.

Creo que ya os he contado la importancia de firmar testamento. No solo por el hecho de dejar claro que es lo que quieres que pase cuanto tu ya no estés, sino por el ahorro de dolores de cabeza para tus familiares.

De entrada, les evitarás tener que instar la declaración de herederos que, como ya expliqué conlleva un coste mucho mayor y se tarda un tempo considerable.

José Antonio era consciente de esto y, aunque ya tenía otro testamento firmado hace unos años, quería dejar las cosas más “actualizadas”

No te olvides que, durante tu vida, puedes firmar tantos testamentos como quieras.

Enfermedad y testamento.

José Antonio tenía 84 años y había tenido siete hijos (uno había muerto atnes que él), pero cuando le detectaron un cáncer de páncreas decidió que tenía que dejar todo como el quería.

Lamentablemente, el cáncer ha avanzado a una velocidad mucho más rápida de lo que él creía y nos ha obligado a firmar el testamento en el hospital.

El día 29 de marzo se firmó el testamento en el hospital de Sanchinarro (Madrid). Dos días antes, José Antonio estaba convencido que le darían el alta en breve. Su optimismo le acompañó hasta el último momento.

Por suerte, no le hice caso. Han sido muchos años de relación y confianza como para saber que esa voluntad suya por vivir iba por delante de la realidad y de la voracidad del cáncer de páncreas que tenía.

Confianza en el abogado.

Gracias a la confianza mutua que teníamos, con una breve reunión que habíamos tenido antes de su ingreso hospitalario tenía todas las pautas de lo que quería plasmar en el testamento.

Es importante saber transmitir lo que quieres que contenga tu testamento, y es importante que la persona que te escucha sepa analizar esa voluntad, expresada en términos coloquiales, y pueda darle la forma jurídica.

Igualmente es importante que el abogado tenga solidos conocimientos del derecho de sucesiones para que la redacción del testamento se acomode a la legislación que resulte de aplicación.

No está de más recordar que, en España, existen diferentes legislaciones forales/locales y que se debe tener claro cual será la aplicable.

Acto de la firma: el notario.

Para la firma del testamento en el hospital no existe ningún problema en que acuda el notario, quien llevaba ya redactado el testamento.

Es importante que la persona que va a firmar el testamento sea plenamente consciente de lo que se va a firmar. José Antonio tenía un cáncer de páncreas, así que eso no le afectaba a la cabeza, por lo que tenía plena capacidad para firmar el testamento.

José Antonio habló un rato con el notario, Juan Pérez Hereza, quien hizo gala de una gran profesionalidad y consiguió que este trámite le fuera cómodo a una persona, jovial alegre y positivio, pero que se encontraba postrado en una cama.

Satisfacción personal.

En mi profesión hay situaciones que, aunque son duras, te hacen sentir bien. Cuando se firmó el testamento sé que ayudé a José Antonio a que se quedase tranquilo y supiese que dejaba todo atado.

De hecho, después de firmar el testamento, José Antonio me sonrió y resaltó la suerte que había tenido de haber conocido buenos amigos en su camino y me dio las gracias con una lagrima asomándose en sus ojos.

Fallecimiento.

Lamentablemente, José Antonio murió el 12 días después, el día 10 de marzo.

Brindis testamento

Era una gran amante del vino, el cual le había ocupado una parte importante de su vida profesional, así que ese mismo día, abrí una buena botella de vino y brindé por el gran José Antonio.

A tu salud.

Anécdota de José Antonio.

Creo que siempre me acompañará una anécdota que viví con él.

Con ocasión de una firma que tuvimos en Vigo, me invitó a comer y, al pedir una botella de vino blanco, le indicaron en el restaurante que tenían un blanco muy bueno que de hacía dos o tres años.

José Antonio se quedó mirando a la camarera y le dijo: “Señorita, ¿usted no sabe que el vino blanco tiene madera de héroe?, le gusta morir joven, así que tráigame uno que sea joven.

José Antonio, te echaré de menos.

Desde el departamento de Derecho de Sucesiones y Herencias de EpertAbogados podemos ayudarte con tu testamento

Mi nombre es Jesús Puente y soy abogado especialista en Derecho de Sucesiones y Herencias

Contactar ahora con Jesús aquí:

Leer Política de Privacidad antes de aceptar*
Leer Política de Privacidad antes de aceptar*

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *